Morbo Regio

Sophía Margaríta Viktoría Frideríki tiene derecho a opinar, a tener su propia visión del mundo y a expresar esa opinión como un ser humano libre porque no es mas ni menos que cualquiera de nosotros. Monarca, Rey, Soberano, para mi sinónimos de teatro, de vergüenza y de mentira. Persiguiendo a las razones entre bosques de motivos y recelos me encuentro de nuevo con verdades como puños, gritadas al viento; ¿por que su sangre vale más que la mía, o la tuya?, por ser español soy súbdito de alguien, nadie me ha preguntado si yo estoy de acuerdo, ¿a ti si?. El derecho de la monarquía se basa repu_coronaen la tradición, esta a su vez instalada en la baja edad medieval donde se justificaba esta oligarquía con supuestos designios divinos, es la Iglesia quien corona los reyes, un seglar coloca la corona en la cabeza del heredero ejecutando la voluntad de Dios, y los caprichos, perdón quise decir derechos, de supuestos linajes místicos. Que lamentable ignominia para la igualdad que unos y otros proclaman, la igualdad se da entre los que se miran a los ojos sabiendo (y entendiendo) sin medias tintas ni entreactos, que lo que tiene en frente no es menos polvo que lo que tiene debajo. Hasta la saciedad veremos al heredero ahora pues está  en campaña; campaña para encabezar  España, un campaña tétrica de lutos futuros en luces presentes y mientras llega la parca o alguna de sus primas, pase de pecho y manuelina, y luego al burladero. Pero eso si, tenemos la Alegría del pueblo que se hizo regia, Alegría elevada al trono de reina, nunca le falto al español valiente (y dicen que al cobarde tampoco) una Alegría con la que calentarse en las frías trincheras de un frente, o las noches de hielo; desde Asturias hasta Oriente. Y los que nos precedieron fueron grandes no por regios si no por recios; y eso si, las coronas siempre de espino. ¡Hay! mala lengua la mía, que se enzarza en triquiñuelas de toledana y vizcaína, ocultas tras tantos empalagosos embustes y sin querer decir me dices que lo diga todo; y lo digo, lo digo bien alto (o por lo menos lo escribo mas oscuro): de la liberta lo que mejor se entiende es que al ser libre de su propia esencia de su propio ser se desprende, que tarde o temprano tendrá la puerta abierta, pues ella que es mas loba que ninguna capaz de abarcar un mundo o de caber en un pensamiento, no puede si no acabar jugando por tus prados y mis desiertos. Cuídese entonces El Primero o El Segundo, que no es otro si no el que viene detrás del primero (y de segundas partes estamos ya cansados que nos sabemos el argumento y el final está muy trillado),  a la sazón llave y candado de esta utopía en régimen abierto; de el corazón que palpita en las entrañas de un cuerpo muerto, corazón que late no muere, corazón que late no olvida, y de un cuerpo muerto los troyanos se alzaron a la muerte por no ver que un corazón tan valiente no muere solo descansa hasta que llega el día.

Pero corazón valiente, adeudo de viejas cuentas,  cuídate de los lobos de tu propia ansiedad y si se presenta ante ti el banquete de la victoria y la venganza, se frugal, no te embelese el sueño de la digestión de un éxito tan pesado; y es que la dieta debe ser equilibrada incluso para entidades tan políticas.

Por lo tanto a mi parecer queda, que cada uno opine (desde la mesura y el respeto) lo que quiera siempre que lo haga desde el mismo escalón; y que también tal y como yo lo veo las coronas hacen bajar la vista y si uno no ve lo que está por venir anda descarriado en la vida, y no está la vida para andar sin cabeza por ella.

— ¡Salud y República!. Bueno, para los próximos dos años ,tal y como van las cosas, vamos a dejarlo en ¡salud y dinero!

Zoon Politikon

Vivimos en sociedades construidas sobre las reglas que nos gustaría poder cumplir. Nuestras sociedades, o mejor, los humanos que viven en un espacio relativamente corto, son heterogéneos como nunca antes en nuestra historia común lo habían sido. Deberíamos replantearnos como conjunto, la organización social humana tradicionalmente ha sido sobre grupos de características similares, si en unos de esos conjuntos de se introducía elementos con grandes variaciones se veían aislados o eran atraídos hacia la situación de estabilidad global, en cualquier caso no rompían la estabilidad de la estructura. Si a un grupo así le añades pequeños grupos de gran variación lo mas probable es que su capacidad de absorción se vea anulada y la inestabilidad resultante provoque la rotura de las uniones del grupo principal quedando el total diseminado en pequeños grupos que ademas serán muy inestables también.

politikon

El grupo tiende a la homogeneidad, formar parte de una comunidad, de un país, etc…, es algo mas que estar en el. A menudo nos encontramos con comunidades enquistadas dentro de su sociedad de acogida, el aislamiento al que se someten estas comunidades es tal que  pueden llegar a ser casi invisibles. Para que una convivencia sea armónica las comunidades deben mezclarse, moverse hacia comunidades verdaderamente plurales y mestizas, sociedades en la que los rasgos básicos de las comunidades estén presentes pero que al mismo tiempo posean rasgos comunes identificativos y afines a los individuos que la componen para que llegado el momento la defiendan. Las relaciones entre humanos, y la forma en la que esas relaciones se producen deben permanecer en evolución pues ese cambio es lo que nos hace caminar hacia el siguiente estadio de nuestra civilización, sea cuál sea ese estadio, permanecer añorantes de anacronismos, solo nos llevará a la total destrucción de nuestra identidad común.

             ———- Está claro, ¿no?

Deus Ex Machina

DeusLo primero que debo decir es que no trato en este post de cuestionar, ni tampoco afirmar, la existencia de un ser, fuerza, conciencia, superior; y no pretendo hacerlo porque supondría entrar en una discusión sin salida ya que no es posible demostrar la inexistencia de algo cuya existencia está subordinada a la fe, de este modo, mientras una sola persona crea en su existencia los demas debemos asumir almenos la duda razonable aunque estemos seguros de que no existe Dios porque como mínimo existirá en aquellos que crean en el (Ya opinaré de esto en otro momento).

Realmente quería dedicar este “comentario-articulo-tonteríavaria” a las cosas que hacemos mas allá de nuestras creencias y principios, esta inquietud me asaltó el pasado viernes 8 de Junio mientras decidía si bajaba a hacer alfombras para la procesión de el Corpus Christi en Santa Cruz de Tenerife (para quien no lo sepa y a estas alturas del articulo no se haya dado cuenta, no creo en la existencia de ninguna deidad) y el caso es que decidí ir, de forma que allí estaba yo: ateo, republicano y rojo como la sangre de los valientes, preparando una celebración para glorificar el cuerpo del Dios Cristo… inquietante. ¿Por qué peregrina la gente a Santiago?, ¿Por qué la gente sigue la liturgia de las misas de boda o de difuntos?, ¿Por qué lo hacen si el resto del tiempo no profesan la fe que celebran en ese momento?, obviamente el componente social es determinante, pero tal vez solo sea una muestra mas de la falta de principios que poseemos, del total desprecio al significado que poseen nuestros actos, acometemos acciones sin pararnos a pensar que significan para nosotros y para los demás esos actos que son los hilos visibles de las marionetas de la autosatisfacción en las que nos convertimos. Que error, si nuestros principios no rigen nuestras vidas, si no somos plenamente conscientes de la complejidad del acto jamás viviremos plenamente la experiencia que supone, de una forma única e inconfundible como una huella dactilar, para nosotros; si entendemos lo que hacemos y somos globalmente conscientes de la acción y sus repercusiones, estaremos viviendo en la virtud del momento; que no sea el viento quien mueva tus brazos.

— Pero sin paranoias, ¿vale?