Apostatando

Me dejas mensajes en el muro de el “libro de caras”, pero ya no recuerdo como suena tu voz; me invitas a participar en tuenti, aunque vamos para los trenti; en twiter tu vida minuto a minuto (con especial atención en los goles), pero ya no se nada de ti; cuelgas tus fotos (fiestas a las que no fui, lugares que no vi, gentes que no conocí), y tu rostro conocido me llega vacío. Ya no recuerdo tu voz, ya no recuerdo tus bromas, no reconozco tu perfume; ya no te conozco.

Ya no conocemos a los que queremos y queremos a los que no conocemos, no dejamos tiempo para estar, para aprender, para sentir a los otros. La tecnología nos ha proporcionado un egoísmo privado imposible de mesurar,  buscamos con nuestras conexiones virtuales satisfacer nuestras necesidades, ver lo que nosotros queremos ver, saber de los demás lo que queremos saber. Pero dejen que les diga una cosa, o dos: a mi me gusta oír la voz de los míos, mirarles a los ojos al hablar y ver sus gestos. Me gusta pasar tiempo con los demás vivimos en sus experiencias de nosotros y ellos están vivos nuestras experiencias de ellos. La vida hay que vivirla no escribirla, no me enseñes tus fotos de tu viaje, queda conmigo y cuéntame lo que vistes, cuéntame a que olía el sitio en el que estuviste. Alguna vez se han parado a pensar en el olor, en  lo importante que (al menos a mi) resulta el olor de las cosas; recuerdos olfativos, el perfume de la vida es algo que ninguna máquina puede darnos. Lo mas importante de la vida no es pertenecer a ella de una manera en particular, lo mas importante de la vida es hacer uso de ella.

Un té, cerveza, agua, café… ,tarta, tapas, helado, pastas …, un lugar en el que reposar, amigos y el tiempo se detiene … por unos segundos que son horas, que fueron días, que duraron meses; por un momento no hay tiempo, no hay mundo. Solo eres.

un café

—Por todo esto yo cada dia durante un rato, apostato de la tecnología. ¿Nos tomamos un café?.

Anuncios

3 Comentarios

  1. Indiscutiblemente donde estén unas buenas bravas, unas cañas y los amiguetes que se quite facebook y similares. Comparto tu opinión: a mi también me gusta que me cuenten, en vivo, poder tocar, sentir las risas, (o secar una lágrima), dar un collejón (de buen rollito, claro), sentir el olor de las cosas…. pero en ocasiones más vale esa conexión virtual que sigue manteniendo unidas a las personas que nada.
    Saludos NúVoLeros!

  2. Chavi — Amén, Amén y todavía estoy esperando que pases por aquí para ir a tomar algo jajajaja

    NúVoL — Pero hay mucha gente que toma la virtualidad como.. ¿excusa?. Y sin duda es cierto que hay gente con la que mantengo contacto gracias a la virtuosidad de las aplicaciones sociales.

    😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s